domingo, 24 de octubre de 2010

Sonrisas y lágrimas... ministeriales.


Sonrisas y lágrimas.

Unos vienen y otros van… Sonría, por favor, y deje de llorar. No se trata de recordar la historia de los cantantes de la familia Trapp ni a Joulie Andrews quien, en 1965, protagonizara uno de los musicales cinematográficos más exitosos, sino de vivir la otra realidad de las “Sonrisas y lágrimas”. Las imágenes del momento, directamente relacionadas con el poder, producen esta vez escenas de alegría y de cierta tristeza. Me refiero, por supuesto, a las registradas esta semana por José Luís Rodríguez Zapatero quien, convencido de que “la política es tiempo”, ha decidido intentar dar la vuelta a las encuestas en los 18 meses que le quedan en la Moncloa. El espectáculo se inicia el pasado miércoles, cuando nos sorprende con una profunda remodelación después de asegurar, por activa y por pasiva, que no tiene intención de hacer otro cambio que el relevo de Celestino Corbacho en el Ministerio de Trabajo. Durante la mañana hay un constante movimiento de ministros en el hemiciclo. Hasta nueve ministros/as –y no uno–, serán cesados, nombrados o sustituidos por otros. Entre ellos, Trinidad Jiménez, quien se presentó como candidata socialista a la alcaldía madrileña en las elecciones municipales de 2003, ganadas por Alberto Ruiz-Gallardón (PP) por mayoría absoluta. En septiembre del 2006, Zapatero la propune como secretaría de Estado de Iberoamérica. En 2009, la nombra Ministra de Sanidad y, a principios de este mes, se presenta a elecciones de primarias de Madrid, siendo ganadas por Tomás Gómez. Pero, como premio a su fiel lealtad hacia el presidente, Zapatero la recompensa con el Ministerio de Exteriores, sustituyendo a un sorprendido Miguel Ángel Moratinos. Con tanto premio ¡cómo no podía dibujar en sus labios la sonrisa! Y, a la vez, Moratinos, cómo podía disimular sus lágrimas!


Salgado abraza a De la Vega, apesadumbrada en su escaño, tras conocer el relevo y tras la aprobación de los Presupuestos.


Al final de la votación de los Presupuestos de 2011, Elena Salgado, vicepresidenta Económica, se funde en un abrazo con De la Vega, vicepresidenta primera, tras conocer su inminente marcha del Ejecutivo. El relevo salta de boca en boca. Y las cámaras de televisión y los fotógrafos están a punto de arrollar a Rubalcaba, personaje político del día y número dos de Zapatero. Acabado el Pleno, todos los ministros, con caras más o menos alegres, abandonan el hemiciclo mientras Miguel Ángel Moratinos, sin poder contener la emoción por su repentino relevo en el cargo, permanece en su escaño. Algunos diputados socialistas acuden a su lado para transmitirle sus ánimos. El titular de Exteriores no deja de recordar cómo hace más de seis años le nombraban ministro del ramo y, cuando mejor representaba su ministerio, viene el presidente y le corta los hilos que le mantenían como la sonrisa internacional de España. José Bono, que ve cómo María Teresa Fernández de la Vega va a despedirse del Gobierno, parece contento de que el turno de abandonar su puesto de presidente del Congreso no le haya llegado a él. Y comentaba en el pasillo que Moratinos es una persona muy sentida, por lo que ve muy normal su reacción.


Miguel Ángel Moratinos, con lágrimas en los ojos.


Al término de la sesión plenaria celebrada en el Congreso, hay quien comenta el desconsuelo de Moratinos cuyo cese le ha cogido por sorpresa. Pañuelo en mano, y ante el estupor de los diputados que van saliendo del hemiciclo, Moratinos no ha ocultaba su desconsuelo por tener que abandonar la bancada azul del Ejecutivo. El diplomático ha sido el único ministro que, desde 2004, con la primera legislatura de Zapatero, le ha ha seguido, sin cambiar de cartera, sobreviviendo a diversas crisis de Gobierno y hasta negándose a ser candidato a la alcaldía por Córdoba. Sus lágrimas contrastaban con las sonrisas congeladas de De la Vega, Bibiana Aído o Beatriz Corredor. Bono, que ha tenido que intervenir repetidas veces para que los diputados guardaran silencio y no hicieran corrillos, convirtiendo las Cortes en un lugar de “saludos y despedidas”, es uno de los últimos que sale del Congreso, con cara de afortunado. Y exhiben su sonrisa mientras que los desafortunados, su tristeza, sus lágrimas o su silencio.


Esa misma tarde, durante la rueda de prensa en La Moncloa, Zapatero anuncia la amplia remodelación de su Gabinete que gira en torno a Alfredo Pérez de Rubalcaba. “Es un magnífico ministro del Interior –reconoce– y me parece muy conveniente que mantenga esa cartera por los éxitos conseguidos y por el momento tan decisivo que tenemos para avanzar hacia el final de la banda terrorista ETA. Tiene él, según Zapatero, unas cualidades muy notables para la acción política y para la explicación de la acción del Gobierno”. Y, al cargo de ministro del Interior, se suman las responsabilidades de la vicepresidencia primera y las funciones de Portavoz. Zapatero suprimirá dos ministerios y nombrará a cuatro nuevos ministros. “Lo que hace falta –dice– es una explicación política de lo que hace el Gobierno”. Y reitera varias veces que, detrás de los cambios, está la necesidad de “fortalecer” el “discurso político” del Gobierno. Este es, según explica, el cambio necesario para llegar a las elecciones generales del 2012 y vencerlas. Pero, por el momento, guarda su decisión de presentarse de nuevo a ellas o dejar definitivamente la plaza de candidato a Rubalcaba. Aunque más de uno le ve claramente la jugada.


De la Vega: “Hay que estar siempre con la maleta hecha”.

Tres han sido las mujeres clave de los gobiernos de Zapatero. Las vicepresidentas María Teresa Fernández de la Vega y Elena Salgado, y Trinidad Jiménez. La vicepresidenta primera se despide el viernes en una comparecencia en La Moncloa en la que agradece el trato y colaboración de todos. “Cuando uno pertenece a un gobierno democrático –declara–, siempre se tiene que estar con la maleta hecha”. Y, a diferencia de Moratinos, confiesa no haber sentido sorpresa porque “los miembros del Gobierno estamos siempre dispuestos a poder dejarlo. Son las reglas del juego democrático que todos aceptamos con gusto”. María Teresa ha presidido consejos de ministros y ejercido “una política de igualdad” que, durante décadas “ha ido abriendo camino”. Pero, este viernes comprobó que su tiempo político había pasado.


Para Cospedal y Arenas, el actual Gobierno es mejor.


Alguna cámara indiscreta y algún micrófono abierto juega una mala pasada a la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, al líder del PP andaluz, Javier Arenas, y al portavoz del PP, Pío García Escudero, quienes, a las puertas del Senado, comentan su impresión sobre el nuevo Gobierno. En una conversación informal, Arenas pregunta a Cospedal si los cambios de ministros supondrán una mejoría del Gobierno. Elogian, curiosamente, a la nueva Ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar. Y admiten que, ahora, el Ejecutivo tiene “proyección pública”.


Cospedal: “Rosa es la izquierda” Arenas: “Y Rosa también es muy buena parlamentaria”.
Cospedal: “Y también tiene buena imagen, no, no, no”.
Senador PP: “O sea, ¿que es mejor Gobierno que el anterior?”
Cospedal: “En principio, sí” Arenas: “Bueno, no sé si mejor Gobierno, pero proyección pública, sí”.
Cospedal: “Proyección pública, sí.”


Una opinión prácticamente opuesta a la manifestada posteriormente por Arenas ante los medios y la opinión pública. Claro que la original y primera conversación fue captada sin que se dieran cuenta mientras no dejaban de echar ojeadas subrepticias hacia las cámaras por si alguna de ellas estuviera abierta y les captaba. Cosa que así ocurrió.


Francisco Javier León de la Riva, Alcalde de Valladolid.


En otra conversación, esta vez abierta ante un micrófono radiofónico, Francisco Javier León de la Riva, alcalde de Valladolid, del PP, defiende a Leire Pajín, ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, como una “chica preparadísima, hábil, discreta, que va a repartir condones a diestro y siniestro por donde quiera que vaya y que va a ser la alegría de la huerta”. El alcalde vallisoletano, ginecólogo y médico personal de Ana Botella, añade que “cada vez que la veo la cara y esos morritos, pienso lo mismo, pero no lo voy a contar aquí”. No es la primera vez que dicho alcalde insulta a Pajín. Cuando la ahora ministra usó varias lenguas durante una intervención en el Senado, León de la Riva había comentado: “Cada vez que habla, no sé si está demostrando que es tonta en cinco idiomas, pero estoy cerca de pensarlo”. Al primer edil vallisoletano le gusta alardear de amistades importantes, como José María Aznar y José Luis Ulibarri, empresario todopoderoso en la ciudad. Pero ninguno de los suyos apoya directamente sus palabras contra Pajín. Y, en la calle Génova, se guarda un silencio de 24 horas. Hasta que el alcalde se ve obligado a reconocer: “Me he pasado siete pueblos… Reconozo que he metido la pata y que he intentado hablar con ella personalmente para disculparme cuando ha visto la trascendencia de mis palabras”. Sin embargo, opina que sus palabras no son machistas porque “podría haber dicho lo mismo de un hombre”. E insiste en describirla físicamente: “Los moritos y la cirugía estética, que no diga que se haya hecho, porque, desde que la conozco, tiene la misma configuración…”. Y, tras calificar sus palabras de exceso verbal, dice que la ministra le recuerda a un “personaje de dibujos animados”.


Leire Pajín, la nueva ministra de Sanidad, Igualdad y Política Social.

José Blanco, ministro de Fomento y vicesecretario General del PSOE, critica duramente la mofa sexista del alcalde de Valladolid sobre la nueva ministra de Sanidad, Leire Pajín, y hace responsable de las palabras al presidente del PP, Mariano Rajoy, a quien exige que tome cartas en el asunto y actúe “de forma contundente e inmediata” contra el regidor. “Si no lo hace –asegura– será cómplice de unas declaraciones machistas y repugnantes. Rajoy debe actuar de forma contundente e inmediata ante toda la sociedad española y debe demostrar que tiene tolerancia cero frente a toda expresión sexista, machista o denigrante para cualquier mujer, porque cuando se hacen estas declaraciones sobre una mujer por el hecho de serlo, se está atacando a todas las mujeres”. Blanco lamenta que el PP nunca ha creído en la igualdad y considera que lo que demuestran estas palabras es que el PP está “angustiado” por la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado y por la remodelación de Gobierno. Y concluye: “Todos tenemos que responder unidos frente a los ataques contra las mujeres y no dejar pasar ni un comentario, ni una acción que supongan atentar contra la dignidad de las mujeres sea quien sea la afectada”.


Alfredo Pérez Rubalcaba, en su estreno como portavoz del Gobierno opina que las declaraciones del alcalde de Valladolid sobre Leire Pajín están en la “genética” del PP, que “rechina un poco con la lucha contra la igualdad que nos corresponde a todos”, porque “no es la primera vez” que se oyen “este tipo de cosas” en el partido. Recuerda que el año pasado, Mariano Rajoy despreció a Elena Salgado. Y aprovecha para acusar a los populares de estar tumbados en la cama mientras que el Gobierno trabaja contra la crisis. Con un retraso de casi 24 horas, los dirigentes del PP comienzan a reaccionar ante las palabras del alcalde sobre la nueva ministra. La más firme y estricta con su colega de partido es la secretaria general del PP, Maria Dolores de Cospedal quien señala que sus palabras “son una declaraciones lamentables” y que ha “ha hecho muy bien en pedir perdón”. Ana Mato, vicesecretaria de Organización, califica de “grosería impresentable” la ocurrencia del alcalde. Arantza Quiroga (PP), presidenta del Parlamento vasco, dice que esas declaraciones “no fueron afortunadas y pide que “no se haga un mar de una situación desagradable”. Y lanza un mensaje al PSOE para que “deje de ser la paja en el ojo ajeno, mientras no ve la viga en el suyo”. Juan Vicente Herrera, presidente de la Junta y del PP de Castilla y León, intenta quitar hierro al asunto y, en cierta medida, justificarlo: “León de la Riva se deslizó por descalificaciones de tipo personal, pero se dio cuenta, lo reconoció e incluso habló de metedura grave de pata y exceso verbal, poniendo en marcha en ese mismo instante un proceso de rectificación pública y privada”.


Rubalcaba, visto por "Público".

Arsenio Escolar en su blog “Que paren las máquinas, escribe “Trece claves sobre el nuevo Gobierno”:
1. El nuevo Gobierno tiene mucho más peso político que el anterior y entre sus componentes hay más ministros con gran peso en el PSOE.
2. Rubalcaba es el gran ganador: además de ministro del Interior, va a ser vicepresidente primero y portavoz del Gobierno. Interior le dará mucho brillo por la exitosa política antiterrorista, la Vicepresidencia le dará mucho mando y la Portavocía le dará gran visibilidad. Queda señalado como el más probable sucesor de Zapatero si éste decide no ser finalmente el cabeza de cartel socialista en las elecciones de 2012.
3. José Blanco también gana. Además de Fomento, va a llevar Vivienda, y se refuerza en la dirección del PSOE al salir de ella -para ser ministra- Leire Pajín, con la que no se ha entendido nada bien.
4. Leire Pajín pierde peso en el partido y lo gana en el Gobierno, puesto que va a llevar un macroministerio que es bandera de las políticas sociales de Zapatero: Sanidad, Igualdad y Política Social.
5. El nombramiento de Trinidad Jiménez para Exteriores es un reconocimiento por su lealtad al presidente desde hace 10 años (en la casa de Trini se fraguó en el año 2000 la candidatura de ZP a la secretaría general del PSOE) y una compensación tras haberla metido en el avispero de las primarias madrileñas.
6. El nombramiento de Ramón Jáuregui es un guiño a los socialistas vascos y a Patxi López, presuntamente ninguneados y agraviados por Zapatero al pactar los Presupuestos Generales del Estado con el PNV.
7. La vicepresidenta Fernández de la Vega es la gran perdedora de la crisis.


Los Reyes de España y el presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero, junto al nuevo equipo momentos antes de prometer sus nuevos cargos.


8. Los socialistas catalanes, el PSC, pierden peso en el Gobierno. Tradicionalmente, han tenido siempre con Zapatero dos ministerios. Ahora se quedan en uno: sale Corbacho, sigue Chacón, pero no entra ningún otro ministro catalán.
9. La apuesta por Rosa Aguilar, antigua dirigente del Partido Comunista y de IU, es un mensaje a los electores de izquierda que, según las encuestas, Zapatero está perdiendo a chorros en las últimas encuestas.
10. El nombramiento de Valeriano Gómez para Trabajo es una propuesta de paz a los sindicatos y a la izquierda laboral. Gómez es un economista que ha trabajado en UGT y tiene buena relación con los dirigentes sindicales.
11. La paridad, una de las banderas de Zapatero, se pierde. En el nuevo Gobierno hay 9 hombres y 7 mujeres.
12. Se reduce en dos el número de ministerios, con lo que se quiere dar un mensaje de austeridad.
Y 13. Zapatero da un mensaje contundente a su partido, a sus votantes y al conjunto de los ciudadanos. El mensaje, casi la proclama, de que no se rinde, de que no se resigna a que el PSOE pierda las próximas elecciones generales.


Zapatero, sonriente, en las Cortes.


César Calderón recuerda en “Netoratón 3.0” al Gobierno que pelea: “Zapatero lo ha vuelto a hacer. Con la remodelación del gobierno anunciada esta mañana el presidente del gobierno ha vuelto a pillar descolocado y en posición sedente a un Mariano Rajoy a quien sus asesores han convencido de que el gobierno caerá como fruta madura en 2012 sin necesidad de lucha. El nuevo ejecutivo es un gobierno de pelea, que disputará cada milímetro de terreno un Partido Popular instalado en la confortable creencia de que ya han ganado unas elecciones que ni siquiera han sido convocadas. Un gobierno fuerte, con experiencia demostrada y formado en sus puestos principales por hombres y mujeres de partido, que conocen la organización y de demostrada capacidad movilizadora. Primero fue la aprobación de los presupuestos, ahora el cambio de gobierno. ¿Alguien aún duda de que Zapatero repetirá como candidato? Y a quienes en océanos de tinta dieron por amortizado a ZP les recomendaría un viejo dicho castellano –y falsamente atribuido a Zorrilla– que dice algo así como que : “Los muertos que vos matáis, gozan de buena salud”.


Rubalcaba, prometiendo su cargo ante el Rey y el presidente del Gobierno.


Según Rafa García Almazán, en su blog “Kabila” –“El gobierno a ojo de buen cubero”–, la gran perdedora ha sido María Teresa Fernández de la Vega, quien pasó de ser la mano derecha de Zapatero a una jubilación forzosa en el Consejo de Estado. “Una institución a la que se le piden informes que luego no se suelen cumplir. Algo así como un sitio donde se entretienen y juegan los ex, a cambio de un sueldo de fábula. Otra conclusión que podemos sacar es que dos de las apuestas más importantes de Zapatero, han sido desechadas por él mismo. Me refiero a los ministerios de Igualdad y de Vivienda, puesto que los dos desaparecen. El ya extinto Ministerio de Vivienda creo que es el único caso que, después de casi siete años de vida, se marcha inmaculado, sin dejar huella, o sea virgen. El ganador, si así se puede llamar a quien sale potenciado en un gobierno como éste, es sin dudas Rubalcaba. El ministro más político del PSOE. Se veía venir, era el que daba mejor imagen en las encuestas. Los adelantados ya le están proponiendo como sustituto de Zapatero en las elecciones de 2012


Valeriano Gómez.


“De la ministra Jiménez podemos decir que ha tenido el premio de Zapatero por haber perdido las primarias de Madrid, habiendo sido él quien la colocó en la línea de salida. Eso le ha valido su pase a Asuntos Exteriores. Desde luego, sus méritos como Ministra de Sanidad se han remitido a comprar millones de dosis de vacuna de la gripe A, que luego no se han utilizado. Jaúregui y Pajín sonaban en las quinielas y aunque no se sabía donde terminarían colocados, ya se les contaba entre los nuevos ministros. Y, por último, entran en el gabinete, dos ministros nuevos: Valeriano Gómez, una persona a la que traté personalmente y que tiene gran prestigio como economista en el PSOE y en la administración, además de experiencia en relación con los sindicatos, sobre todo con UGT. Y la otra persona es Rosa Aguilar, que es algo así como la guinda de izquierdas que ha querido poner Zapatero a su gobierno, por aquello de los antecedentes de la nueva ministra. Quién le iba a decir a Rosa que en tan poco tiempo iba a estar defendiendo, en primera fila, las políticas neoliberales de este gobierno. Vivir para ver”.


Y, entre los nuevos ministros y los que se largaron, abrimos el espacio habitual de los domingos. Tras el humor de El Roto, el de Forges, Berlich, Kap, René Bouschet y Martín Morales.




Cementerio municipal. Residencia de Ancianos.


Manel Fontdevila nos presenta: El apaño, Rubalcaba, El ejemplo Francés y En la cama.




Territorio Vergara: Crisis de Gobierno, Triunfalismo, Francia en huelga, Los 35.000 empleados de la CEOE y Versión española.






Pep Roig: La dura irrealidad, De nada, Derecho, que no solo derecha, Despropósito de enmienda y Efectos secundarios.





Terminamos con dos vídeos sobre la actividad política.
En una conversación privada, la secretaria general del Partido Popular, María Dolores de Cospedal y el presidente del PP en Andalucía, Javier Arenas, reconocen que el nuevo Gobierno, remodelado por Zapatero, tiene "mejor proyección pública".

Las protestas contra el alcalde de Valladolid por sus declaraciones consideradas machistas sobre la ministra de Sanidad, Igualdad y Política Social, Leire Pajín, han continuado este sábado. Movilizaciones que se producen horas después de que la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, anunciara que no asistirá a la gala de inauguración de la Seminci en señal de protesta por las declaraciones.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Es una lastima que se nos vaya María Teresa Fernández de la Vega, ¡qué disgusto más grande! intentando ampliar la noticia por Internet me he encontrado con una noticia Rapeliana que pronosticaba este evento
La Tonta del Bote
¿Por qué siempre se van los mejores?

Santiago Miró dijo...

En efecto, Gyoni, en su blog "Diario de un cero a la izquierda" escribe el 15 de noviembre de 2005, el artículo "La tonta del bote" un artículo de cuatro párrofos que no tiene desperdicio, pese a haber pasado cinco años.

Santiago Miró

Anónimo dijo...

Rubalcaba se confirma como presidente de facto, y como una especie de hombre orquesta capaz de tocar todos los ministerios. Hay un trasfondo no conocido en todo esto. Una rebelión a bordo y un lobby instigador. Pronto conoceremos los detalles.
Chiflos.