martes, 15 de septiembre de 2015

Rompesuelas divide a Tordesillas.


González Poncela, alcalde socialista de Tordesillas.

“Ningún torneo del Toro de la Vega –escribe David Trunat – había suscitado nunca tanto temor social como el que se celebrará este martes 15 de septiembre, a las 11 horas, en Tordesillas (Valladolid). El pasado año hubo decenas de heridos, insultos, golpes y cargas policiales. En esta ocasión, un helicóptero de la Guardia Civil velará desde el aire por la seguridad del festejo, que espera congregar en la villa castellana a 30.000 asistentes y cerca de medio millar de contrarios al acto”. El movimiento antitaurino ha adelantado que podría impedir con camiones y otros vehículos la celebración del torneo. Por su parte, los organizadores del festejo lamentan lo que consideran una “injusticia” y una “vejación” al pueblo de Tordesillas. En medio de todo ello se encuentra Rompesuelas, un toro de 640 kilos que, tras bajar por las calles del centro de la villa, será enfrentado y, finalmente, ajusticiado a golpe de lanza en las amplitudes de la vega tordesillana.

Como cada año, taurinos y antitaurinos se enfrentan en la celebración del Toro de la Vega en la localidad vallisoletana, un festejo en el que grupos de caballistas conducen a un astado por el campo dándole muerte con lanzas. Desatino permitido y hasta alentado por las autoridades  que no dudaron en desplegar un importante despliegue de unidades de la Guardia Civil. Frente a esta salvajada, unas mil personas se manifestaron en Madrid desde la Plaza de Colón hasta la Plaza de España, pasando por las sedes del PP y del PSOE.  No se puede pasar por alto que el propio alcalde de Tordesillas, José Antonio González Poncela, es socialista. En un acto simbólico de repulsa en el que se rompieron unas quinientas lanzas, adornadas con lazos negros y amarillos. Personajes del mundo de la cultura como Rosa Montero y Emma Ozores participaron en el acto. Colaboraron en el vídeo “Rompe una lanza”, criticando la "brutalidad" del torneo personajes como Jorge Javier Vázquez, Dani Rovira, Eva Isanta, David Muro, Óscar Reyes o Sara Sálamo

PACMA montó mesas informativas contra el Toro de la Vega y entregó 70.000 firmas contra esta fiesta ante el Parlamento Europeo. Pese a que el partido animalista entregó 120.000 firmas al secretario general del partido socialista, Pedro Sánchez, para frenar el evento e impedir que se suelte a un toro por las calles de este pueblo, llegando posteriormente al "Campo de Honor", donde los participantes, tanto a caballo como a pie, podrán comenzar a lancearlo hasta darle muerte. PACMA considera que el partido socialista es el responsable de que “se siga perpetuando el maltrato animal" y reclama a Sánchez que se comprometa contra este evento y contra los festejos taurinos "poniendo en marcha allí donde gobierne las medidas necesarias para que festejos como el del Toro de la Vega no se celebren".

La petición en 'Change.org', que ha logrado 200.000 apoyos, el manifiestos de personalidades de la cultura, los medios de comunicación y una 'promesa televisiva', son algunos de los motivos que han llevado al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, a desmarcarse y a “renegar” del alcalde de Tordesillas por permitir esta celebración. “José Antonio González Poncela –se lamenta  Pedro Sánchez– la apoya en "nombre de sus ciudadanos, pero no en nombre del PSOE”. Sánchez asegura sentir “vergüenza” por esta celebración y se ha comprometido a prohibir este acto de “maltrato” animal si es elegido presidente del Gobierno. En declaraciones a Onda Cero, ha explicado que mantiene su compromiso de impulsar una ley contra el maltrato animal --que ya presentó en el Congreso de los Diputados, donde no obtuvo el respaldo del PP-- y ha garantizado que si llega a La Moncloa la aprobará. Al mismo tiempo, ha rechazado las “amenazas de muerte” y los “ataques” que, según ha dicho, ha recibido el alcalde por mantener ese festejo, pero, a renglón seguido, ha subrayado que con su decisión no está representando al PSOE y que “no defiende este tipo de espectáculos”. Para el líder de los socialistas, este asunto no es “una cuestión táctica” ni responde a un “cálculo electoral. Es una cuestión de derechos”. Sánchez respondía así a las más de 200.000 personas que han firmado la petición, a través del portal Change.org, para que expulse de su partido al alcalde de Tordesillas si no suprime la celebración de este torneo.